Neogen® comercializa y desarrolla la mayor variedad de pruebas simples, in situ, rápidas y fáciles de usar para mariscos y crustáceos. Nuestras pruebas permiten a las compañías probar las toxinas y residuos dañinos en toda la cadena de suministro. Por ejemplo, la prueba Veratox® para histamina de Neogen permite a las compañías que reciben atún crudo verificar la calidad al momento de su recepción.

Las biotoxinas marinas son producidas por floraciones de algas nocivas (FAN) que son impredecibles y pueden ocurrir en todo el mundo. Además de la contaminación de mariscos y crustáceos, también pueden causar mortalidad humana y de vida silvestre. Debido a la gran demanda de crustáceos en todo el mundo, y al hecho de que no pueden ser destruidas por el calor durante la cocción, es vital probar que los crustáceos están libres de toxinas.

La prueba del producto final es una de las principales formas en que los cosechadores, productores y procesadores de crustáceos pueden demostrar el cumplimiento con sus obligaciones legales. Neogen es la única compañía comercial que ofrece pruebas in situ para biotoxinas marinas y pruebas de laboratorio externas para detectar las toxinas ASP, DSP y PSP. Todas las pruebas son compatibles con los niveles permitidos por la FDA y la comisión de la UE, y los resultados se pueden obtener en tan poco como cinco minutos. Neogen tiene una gama de soluciones de prueba para la detección de histamina en tres formatos fáciles de usar para adaptarse a diferentes requisitos de prueba, cada uno con una simple extracción de agua. Además, podemos ofrecer una prueba semicuantitativa para detectar sulfitos en camarones.

Soluciones